martes, 7 de enero de 2014

Vampire Kisses- Ellen Schreiber

Por si no lo han notado estuve leyendo estos maravillosos nueve libros, me tope con ellos por el manga y debo decir que me encanta el estilo.

Me ha encantado es una clara novela, saga un tanto extensa juvenil,así que es de esperarse que el personaje principal sea una adolescente, con problemas típicos y en ocasiones tan desesperante como una, pero en si es una novela muy ligera, divertida y entretenida. además quien no quisiera ser Raven para conocer a su chico vampiro.

Hoy haré algo diferente en vez de la sinopsis que usualmente se pone frente a cada libro, tomare un trozo de la parte inicial y lo colocare junto al libro.

Beso de vampiro

—Raven, ¿qué quieres ser de mayor? —dijo la señora Peevish mirándome
fijamente con sus ojos verdes. No contesté. 
 — ¿Actriz? Negué con la cabeza. 
— ¿Médico? 
—Nuh-uh —dije. 
— ¿Azafata? 
— ¡Puaj! —respondí. 
— ¿Entonces qué? —preguntó irritada. Lo pensé por un instante. 
—Quiero ser… 
— ¿Sí? 
—Quiero ser… ¡vampiro! —grité, para el asombro de la señora Peevish y de mis compañeros de clase. Por un momento creí que empezaba a reírse y quizá sí lo hizo. Los niños que se sentaban a mi lado empezaron a apartarse de mí lentamente. Pasé la mayor parte de mi infancia viendo a los demás apartarse lentamente de mí.


Besos de ataúd

Era como un último clavo en un ataúd. Becky y yo estábamos acampados en mi oscura habitación, absortas en la década de los ochenta, con el clásico de horror de culto besando Ataúdes. La femme fatal, Jenny, una adolescente, rubia malnutrida usando un vestido de tamaño de dos negativas de algodón blanco, fue corriendo desesperadamente hasta una senda de piedra serpentina hacia una aislada mansión embrujada. La brillantez de las venas de los rayos generales se disparó en la lluvia torrencial.

(...) -No se puede dar testimonio de mí en este estado,- dije, junto con el vampiro. Jenny no huyo. En lugar de ello, extendió su mano en dirección hacia su novio. Su amor vampiro gruñó, a regañadientes retrocedió atrás en la sombra, y desapareció. 


Vampireville

Estaba lista para convertirme en un vampiro. Sola en medio del cementerio de Dullsville, vestida con un minivestido de corsé negro, medias de red, y mis botas de combate. Sostenía un pequeño ramo de rosas muertas negras en mis mitones negros. Un velo de cordón añejo de color medianoche goteó sobre mi cara pálida, cubriendo elegantemente mi lápiz de labios negro y sombra de ojos. 
Mi futuro vampiro, Alexander Sterling, llevaba un traje gris de capa y sombrero, esperaba unas yardas delante de mí junto a nuestro altar gótico—un ataúd cerrado adornado por un candelabro y una copa de estaño. 
La escena era impresionante...



Bailar con Vampiros


Me desperté de un sueño mortal metida en el ataúd de Alexander. Desde que había llegado a la Mansión, poco antes del amanecer, el domingo por la mañana, me había tumbado junto a mi novio vampiro, Alexander Sterling, que dormía las soleadas horas del fin de semana, escondido en la habitación oculta del ático. Era un sueño hecho realidad. Mi primer verdadero bocado, —o en este caso mordisco—, del estilo de vida de un vampiro. Recostada en la cama de mi amor verdadero—un claustrofóbico ataúd negro de madera. Estaba como ciega como cualquier murciélago...






El club del ataúd


Salí disparada de clase como alma que lelva al diablo.

La campana de Dullsville high sonó por última vez, señalando el final del año y fui la primera estudiante ene llegar a su taquilla. Normalmente, el sonido de la campana me ponía de los nervios como un pájaro carpintero que martillea sobre un sicómoro, pero esta vez el zumbido era tan melodioso como el sonido de un clavicordio. Señalaba una cosa: las vacaciones de verano.

Esas cuatro palabras cayeron sobre mi lengua con el sabroso y dulce néctar de las madreselva en flor...

Sangre Real

Me imaginaba que el repartidor era una enigmática figura enmascarada, cubierto con una capa negra con capucha, deslizándose sin ser detectado más allá de la verja de hierro forjado de la Mansión, a través de la oscuridad. Podría haberse acercado a la casa embrujada de los Sterling en un coche fúnebre. O tal vez había sobre valorado la amenazadora valla en forma de murciélago.


Al anochecer, la carta estaba en el buzón de la Mansión que normalmente estaba huevo como un ataúd vacío, que colgaba solitario en la parte inferior de la colina Benson, al final del largo y ventoso camino de la entrada. Así pues, la carta había pasado desapercibida durante varias horas mientras yo me escabullía a la habitación del ático de Alexandres,y presionaba los labios mortalmente pálidos de mi novio, pero llenos de vida...

Mordedura de amor




Como joven mortal ... salir con un vampiro tiene sus desventajas, Raven sabe

que el amor no siempre es fácil. Ahora que los padres de Alexander, han 
regresado a Rumanía, Raven y su novio-vampiro de ensueño, están contentos de reanudar su romance críptico. Pero pronto un visitante llega a llamar: 
Sebastián, el mejor amigo de Alexander, llega para una estancia en la mansión. En primer lugar, Raven es cautelosa, y a continuación, emocionada -pues esta es la oportunidad perfecta para aprender más acerca de su guapo novio y de su oscuro pasado. Raven se ha estado preguntando si Alexander nunca la morderá a ella y hacer su amor inmortal, y Sebastián podría ser su guía para los hábitos de amor de Alexander y de su especie. Pero cuando Sebastián se enamora de una Dullsvillian particular, será otro mortal quien venció a Raven siendo mordido? Con suspenso, peligro, y un grupo de fabulosos vampiros , este libro séptimo de la serie ;éxito en ventas de Vampire Kisses continúa con la escena nocturna emocionante de Raven y Alexander.

Antojo criptico


Tuve que admitirlo, Dullsville ya no era aburrida.

De hecho para mí, Raven Madison, la cuidad con pesimismo monótona en la cual yo había crecido se había convertido en el lugar más excitante de la tierra. No solo yo estaba locamente enamorada de mi novio vampiro, Alexander Sterling, sino que había sido testigo por primera vez de la existencia de una mosrdedura de vampiro real. El único problema era que no se trataba de la modedura de mi cuello.


Esto habría sido una tragedia para mí si el receptor de la mordedura hubiera sido  Onyx o Escarlet, mis amigas súper fabulosas del inframundo que las había conocido en el Club del Ataúd, pero resulta que la mordedura se la dieron a mi adversaria vamprio...


Corazones inmortales


Estaba esperando otro combate por venir.


Mi vida en Dullsville se había convertido perfectamente en algo emocionante.Yo estaba viviendo lo que siempre había soñado: estaba enamorada de un vampiro precioso, tengo amigos fabuloso del bajo-mundo y una discoteca gótica donde puedo bailar hasta el amanecer. Lo único que faltaba es ser un miembro real del Club del ataúd para convertirme en un vampiro de verdad. Pero si todavía no puedo ser un vampiro, entonces con gusto voy a disfrutar el momento mientras pienso en nuevas formas de convencer a Alexander para que me convierta




Y eso a sido todo por ahora, por favor recuerden primero que su comentario es importante para el blog y segundo que yo no traduzco los libros y mucho menos me pertenecen, solo soy feliz compartiéndolos con uds.

Amo estas portadas y la novela gráfica es hermosa!


1 comentarios:

  1. EN LA PAGINA http://hojasynotas.jimdo.com/ EN LA SECCION LIBROS PUEDEN DESCARGAR EL MANGA 1 DE BESOS DE VAMPIROS EN PDF TOTALMETE GRATIS Y FACIL

    ResponderEliminar

 
Copyright 2012 El pasar de la hoja. Powered by Blogger
Blogger by Blogger Templates and Images by Wpthemescreator
Personal Blogger Templates